Panorama de las fintech: desafíos y oportunidades para Uruguay

15/07/2020

El término fintech es utilizado para denominar a aquellas empresas que proveen productos y servicios financieros innovadores, mediante la utilización de tecnología o a través de plataformas tecnológicas. Los desarrollos tecnológicos que han tenido lugar durante las últimas décadas en el mundo, junto con los nuevos modelos de negocio que estos han generado, desafían a la industria de los servicios financieros (BID, 2017).

A través de estas nuevas tecnologías, se reducen los costos y se simplifican los procedimientos, mejorando la eficiencia de los servicios financieros, lo que facilita el acceso a un mayor número de personas y empresas. De esta manera, se reducen las brechas, favoreciendo la inclusión financiera y el acceso al crédito para las pequeñas y medianas empresas.

Si bien las empresas fintech no son nuevas, la cantidad de emprendimientos en el mundo en este segmento aumentó exponencialmente luego de la crisis mundial del año 2008 (Torres, 2017). En el mismo sentido, la adopción de esta tecnología por los consumidores también lo ha hecho. La consultora internacional EY entrevistó a más de 27.000 consumidores en 27 mercados para elaborar el Índice global de adopción de Fintech 2019. Encuentran que el 96 % de los consumidores globales conoce al menos un servicio fintech de transferencia y pago de dinero, el 75 % utiliza un servicio fintech de transferencia de dinero y pagos y el 48 % un servicio de seguro. En cuanto a la evolución, destacan un marcado crecimiento en la utilización de estas tecnologías. En 2015, el 16 % de los encuestados utilizaba dos o más servicios de fintech, cifra que se duplicó en el 2017 (33 %), alcanzando al 64% de los entrevistados en 2019 (EY, 2019).

América Latina no se ha quedado al margen de esta evolución, produciéndose un marcado crecimiento en los emprendimientos fintech. En BID (2018) se relevó la existencia de este tipo de empresas en América Latina, registrando 1.166 empresas jóvenes, distribuidas en 11 segmentos de negocio. Dentro de ellos destacan: pagos y remesas (24 %), préstamos (14 %) y gestión de finanzas empresariales (15 %).

Por otra parte, Uruguay tampoco ha sido ajeno a este proceso. El trabajo antes mencionado relevó la existencia de 28 emprendimientos de esta naturaleza en 2018. Sin embargo, continuar con el desarrollo de este sector en el país presenta una serie de desafíos, entre los que se encuentra el establecimiento de un marco regulatorio adecuado, el aprovechamiento del potencial exportador y la formación de capacidades técnicas que acompañen el desarrollo del sector.

En esta publicación se presenta una descripción de la situación global y regional. A continuación, se describe la situación nacional del sector, realizando para ello un mapeo de empresas por segmento. En el tercer apartado, se analiza la regulación internacional, regional y nacional. Se analizan los principales desafíos y oportunidades para el país con base en un relevamiento de expertos. Por último, se desarrollan recomendaciones de políticas de fomento y regulación.

Accedé a la publicación en este enlace

(Fuente: Cepal)


Para agregar a favoritos regístrate aquí
Imprimir
  • Compartir:

Recursos relacionadas

Planes de negocios para emprendedores

Escribir un texto sobre cómo apoyar a las personas en el desarrollo de sus competencias emprendedoras y en la creación de nuevas empresas fue la principal ...

Informe macroeconómico 2020 del Banco Interamericano de Desarrollo

Política para combatir la pandemia se titula el informe macroeconómico 2020 del Banco Interamericano de Desarrollo y se refiere a los efectos de la pandemia ...

Ecosistemas de emprendimiento y Covid-19

La pandemia del nuevo coronavirus está generando impactos inéditos en todo el planeta, especialmente en la salud humana y en las actividades económicas. ...

Guía: Emprendemos Juntas en casa

Presentamos la primera edición de la Guía #EJencasa: una guía digital que reúne más de 800 emprendimientos liderados por mujeres de todo el país. Desde ...