Hasta el 27 de agosto se puede postular a la segunda edición del premio Uruguay Circular

18/08/2020

El Premio Uruguay Circular 2020 es uno de los componentes del programa del mismo nombre, llevado adelante en el marco de una sincronización de esfuerzos entre el proyecto Biovalor, que reúne a los ministerios de Industria, de Ganadería y de Medio ambiente, así como al programa Page Uruguay y la Agencia de Naciones Unidas para la Industria, Onudi.

Raquel Piaggio, coordinadora de la Unidad Ambiental del Ministerio de Industria, Energía y Minería, señaló que «todos buscábamos lo mismo: la transición hacia la economía circular»,  por lo que decidieron lanzar en conjunto la iniciativa Uruguay Circular 2020, con diferentes componentes.

Básicamente consta de dos componentes: «el premio Uruguay circular 2020, que lo que hace es reconocer lo hecho en economía circular, con una mirada al presente», en diferentes categorías para tratar llegar a todos los rincones de la sociedad. Por otra parte está Oportunidades Circulares 2020, «que lo que hace es mirar al futuro, o sea, apoya a iniciativas que van a realizarse».

Piaggio señaló que «son absolutamente complementarios, buscamos lo mismo: la transición hacia la economía circular, con miradas diferentes en el tiempo y con diferentes componentes».

Categorías

La convocatoria está dirigida a diferentes sectores de la sociedad, ordenados en categorías, sin que haya un orden de prioridad entre ellas. «Hay una categoría que es empresas, que está destinada a grandes empresas, otra que es para mipymes, otra que es para cooperativas y otras formas de asociación empresarial, otra que es instituciones educativas públicas o privadas», detalló.

hay otra categoría dirigida a la comunidad, que considera diferentes formas de organización social: «puede ser una oenegé, una junta vecinal, puede ser un municipio, que se organicen territorialmente o de otras maneras, por afinidad o por temática». También hay una categoría para emprendimientos, «y esta está destinada a reconocer acciones hacia la economía circular que hayan desarrollado emprendedores individuales, adultos, mayores de 18 años, o empresas que tengan menos de 3 años de constituidas».

La premiación busca por un lado por dar el reconocimiento y facilitar la visibilidad, «eso refiere por ejemplo a hacer un video donde los premiados cuentan cuál fue su experiencia, qué los hizo postular y por qué fue premiada». Las propuestas ganadoras también accederán a una asistencia técnica, «que no la tenemos predefinda, la definimos con el premiado, pero lo que sí tiene es un monto máximo económico, que es de hasta 100.000 pesos», dijo. Piaggio. La coordinadora insistió en que este monto «no lo entregamos en dinero en efectivo», sino en atender alguna necesidad que tenga el premiado, «sea para profundizar la experiencia, sea para proyectarse a futuro; entonces puede ser una capacitación, puede ser un estudio de mercado, puede ser profundizar algo de la experiencia o ampliarla, eso lo decide cada uno».

Evaluación

Piaggio indicó que todas las postulaciones se evalúan en función de su grado de circularidad, sin embargo no en todas las categorías se puede exigir lo mismo. Algunos de los conceptos que se consideran a la hora de ponderar uno u otro son: «que sea una experiencia replicable o escalable, que de repente se puede aumentar la escala, que sea original, que tenga de alguna manera un vínculo con otros socios o con la comunidad, también con la academia, que tenga impactos en lo que tiene que ver con el desarrollo sostenible en todas sus dimensiones, en su dimensión productiva, ambiental, y social. Esos son los criterios», dijo.

La convocatoria vence a las 14 horas del 27 de agosto. Las bases, los instructivos y los formularios para postular están disponibles en la web uruguaycircular.org. Allí también se puede acceder a todo lo actuado en ediciones anteriores, «de manera que puedan ver cómo fue, cuáles fueron las categorías premiadas y los diferentes testimonios de las anteriores».

 

Qué es la economía circular

Piaggio definió a la economía circular como «un nuevo paradigma que busca cambiar lo que se venía llevando hasta ahora, que es extraer, producir, usar y tirar. Ese modelo económico tiene un impacto importante en el agotamiento de recursos y la propuesta de la economía circular es rediseñar tanto los procesos, como los productos, y los servicios; diseñarlos de manera de optimizar los recursos y disminuir la generación de residuos».

Agregó que hay una serie de principios básicos que considera, que varía en función de las áreas, ya que «en las más biológicas, digamos, es la regeneración. Sostenemos que es la economía circular es regenerativa. Entonces es tratar de no generar residuos y lo que se genera, que entre en el círculo continuo, imitando a la naturaleza. Los sistemas naturales son interdependientes, cooperan entre sí, y funcionan de manera circular».

En aquellos sectores que no son biológicos se aplica la reparabilidad, «entonces vamos al diseño de productos que sean fácilmente reparables, por ejemplo, para aumentar su vida útil. Vamos contra la obsolescencia programada».

Otro de los conceptos es desmaterializar. «Muchas veces existen posibilidades de transformar un producto en un servicio, eso sucede mucho con los servicios compartidos, entonces un bien deja de ser un bien que alguien tiene que adquirir para ser un servicio que se comparte entre distintos usuarios. Eso ayuda al cuidado de los recursos», dijo. Y finalmente, agotada la vida útil del producto, se considera el reciclaje como otra de las oportunidades de la economía circular.

La transformación de productos en servicios, es en sí una nueva modalidad de negocio. «Es compartir, puede ser entre personas individuales de la comunidad, pero también puede ser entre empresas de producción. Por ejemplo: que puedan compartir una maquinaria o algo que tenga tiempos ociosos. «Es lo que llamamos simbiosis industrial», definió.

Otro principio es la digitalización, «como una manera de evitar transportes, de evitar emisiones de gases de efecto invernadero, o sea todo aquello que se pueda digitalizar, hay que digitalizarlo. Eso lo aprendimos mucho en estos tiempos de pandemia, en que descubrimos que no para todo es necesario moverse, trasladarse, llevar, tener un bien; para muchas cosas es lo mismo y de alguna manera facilita y tiene menos emisiones, menos generación de residuos».


Para agregar a favoritos regístrate aquí
Imprimir
  • Compartir:

Noticias relacionadas

Elevator Day 2020

Elevator Day es un evento que realiza anualmente Santander Universidades de Banco Santander S.A., con el apoyo de los Centros de Innovación ...

El primer unicornio charrúa abre el camino: ¿cómo lograr que más startups den el salto?

El ecosistema emprendedor y de negocios confía en que el ascenso de dLocal al club de startups valoradas en US$ 1.000: atraiga inversiones y posicione ...

Un mes de inspiración, capacitación y networking para emprendedores

¡Este año durante todo el mes de octubre viviremos la Mega Experiencia Endeavor! Esta es la octava edición del evento más grande de empendedurismo ...

El CCE de Las Piedras convoca a participar del Taller de Gestión de empresas familiares

En los sucesivos encuentros se buscará analizar las características generales de las empresas familiares y su forma de gestión: los distintos roles, ...